Vista
Pendiente
Título original: The Godfather: Part II
Fecha de estreno: Sin información

Sinopsis de El Padrino: Parte II

Continuación de la saga de los Corleone con dos historias paralelas: la elección de Michael Corleone como jefe de los negocios familiares y los orígenes del patriarca, el ya fallecido Don Vito, primero en Sicilia y luego en Estados Unidos, donde, empezando desde abajo, llegó a ser un poderosísimo jefe de la mafia de Nueva York.

Reparto

Ver reparto completo

Equipo técnico

Últimas noticias

Las 5 mejores películas de Robert De Niro

Repaso la filmografía de uno de los mayores artistas de el séptimo arte.El eterno gangster ha estado en muchas de las mejores películas jamás rodadas, que últimamente se dedica solo a aparecer e...

Ver todas las noticias

Mejores críticas

Las segundas partes nunca fueron buenas. Hasta que ves El Padrino. Parte II y mandas esa frase a la mierda. Coppola ya había encontrado la perfección con la primera parte, una película de bajo presupuesto que revolucionó el género de gángsteres, concebida como película de serie B y cuyo rodaje estuvo exento de problemas, como las renuncias de Jack Nicholson o Robert de Niro al papel de Michael Corleone o las excentricidades del ya acabado Marlon Brando, que, como el ave fénix, resurgió de sus cenizas al hacer de Don Vito Corleone. Con ésta segunda parte, Coppola consiguió (aunque suene algo redundante) perfeccionar la perfección, al hacer, en la misma película, una secuela y una precuela de la mejor película de la historia, que se enlazan de forma perfecta. Los actores, todos asombrosos, sobre todo (ahora sí) un jovencísimo Robert de Niro que hacía uno de sus primeros papeles importantes en la historia del cine. De Al Pacino, Diane Keaton y Robert Duvall, nada que añadir. Estaban fascinantes en la primera parte y en la segunda están, si cabe, aún mejor. Lo peor de ésta genial saga: que haya una tercera parte.

Responder 39 2 0 0

(SPOILERS)

"It was an abortion. An abortion, Michael. Just like our marriage is an abortion... something that's unholy and evil"

La primera parte tiene a Marlon Brando, tiene la redondez, tiene la transformación de Michael, tiene el romance en Italia y tiene ese final, ese "Don Corleone" y aquella puerta que se cierra (¿homenaje a John Ford?).

La segunda parte tiene uno de los mejores montajes de la historia. Coppola entrecruza con valentía el relato de Vito con el de Michael. La jugada sobrepasa la redondez: Si haces redondo lo arriesgado estás un paso por encima.

Ya no tenemos la veteranía del consagrado Marlon Brando, pero asistimos al nacimiento de Robert De Niro ("My father's name was Antonio Andolini... and this is for you"). Nadie es imprescindible.

En la primera parte tiemblan los cimientos de la familia Corleone, Michael los restaura a fuerza de pistola. La segunda parte es ambiciosa y compleja, camina un paso por delante: tiene la subida, el asentamiento y los pasos hacia la caída.

"IN MY HOME! IN MY BEDROOM! Where my wife sleeps... and my children play with their toys"

Tiene la fuerza. Tiene el corazón, la garra y las entrañas. Tiene la patada en el estómago. Tiene el dolor, la traición. Tiene lo intenso. Tiene el mejor beso de la historia del cine (y ocurre entre dos hombres), lo es por lo que pesa, lo es por lo que ocurre ("You broke my heart!!")... y lo es porque sabemos lo que significa.

"I don't want anything to happen to him while my mother's alive"

Tiene el abrazo y el perdón ("I've always taken care of you, Fredo"), tiene la pesca con caña en la barca. Tiene la carrera de Vito Corleone por los tejados.

De la primera recuerdo ráfagas de ametralladoras y varios disparos. De la segunda un único tiro. Uno solo. Un disparo seco cuyo sonido se pierde. PAM. Lo recuerdo como un guantazo. Siempre me pareció un guantazo. Creo que es porque lo sentí como un guantazo.

Michael Corleone siempre fue diferente del resto de su familia. Esta segunda parte siempre será diferente de todo lo que se haga. Y aunque no lo entendí cuando la vi por primera vez en su día, hoy no solo lo entiendo sino que no puedo entenderlo de otra forma: Para mí esta es la mejor parte de la trilogía... y una de las 10 mejores películas de la historia.

"I know it was you, Fredo. You broke my heart".

Responder 22 0 0 0

Servadac presenta: El halcón y la hiena


Secuela --> Michael Corleone vive confinado entre los cuatro márgenes de un Rembrandt. Es un retrato de familia. El claroscuro lo separa del entorno.
[Precuela --> Don Vito empieza desde cero. Construye su linaje, pieza a pieza. Sonríe satisfecho. Su inteligencia es sobre todo emocional. Lleva el as de la violencia en el reverso de la manga.


Secuela --> La tela se ensombrece con el paso de los días. Michele trata de salir fuera del cuadro. Quiere rasgar el lienzo con los dientes. Golpea. Y cada golpe es una sombra más en la pintura.
Precuela --> Respeto, fuerza. La oferta irrechazable. El odio es un caudal que desemboca en la venganza.


Secuela --> Lo que empezó siendo un retrato de familia acaba siendo un cuadro de hombre solo. Cernuda pone voz a la conciencia de Michele: "Cuando la muerte quiera / Una verdad quitar de entre mis manos, / Las hallará vacías..."


Precuela --> Vito se sitúa en los tejados. Otea. Localiza a don Fanucci. Envuelve la pistola en una tela para amortiguar el sonido. Aguarda la llegada de su presa. La arrincona. Dispara. La tela empieza a arder. Sin ese fuego accidental no se comprende el personaje. La escena es un ballet con música de fiesta. El ritual de caza de un halcón.
Secuela --> La madre ha muerto. Michael entra muy despacio. Abraza a Fredo y con los ojos lo sentencia. Sin ese hielo no se entiende el personaje. El sicario asiente. Será una muerte limpia y religiosa. Una pavana fúnebre. Con el asesinato de su hermano, Michele entrega el alma. El ritual sombrío de la hiena y el poder.


En esas dos secuencias, Coppola alcanza el cénit de su arte. Aún me dura el doble escalofrío.

Responder 19 4 0 0

Me he encontrado con lo que esperaba. Y lo que esperaba era simple: una segunda parte a la altura de la primera. Además, pensaba que, a pesar de que la mayoría de las críticas se inclinasen a que esta era 'la mejor película de la trilogía', a mí me gustase más la primera. Y no me he equivocado. Para mí, la primera parte sigue siendo la mejor (ya veremos qué tal la tercera) y la que por supuestísimo que destaco y recomiendo.
La verdad, es que esta película se me ha hecho algo pesada en algunos momentos. No sé, creo que tiene que ver con que algo en mi interior echa de menos a Brando, pero eso son cosas mías.
Y sin lugar a dudas, destaco la interpretación de De Niro; grandiosa. Para mí, de lo mejor de la película. Pero eso sí, no olvidemos a los otros actores, y cómo no, a Al Pacino, otra actuación impresionante.

Responder 15 0 0 0
Ver todas las críticas

Puntuaciones

34.555 valoraciones
  • Muy buena
  • Buena
  • Regular
  • Mala
  • Muy mala

Popularidad

154.807 seguidores

Compartir

Acabas de marcar como visto tu primer episodio