Crítica de Pau Guardiola Zaragoza en Gran Torino

SIN SPOILERS

"Gran Torino" (2008, Clint Eastwood) es una película dirigida precisamente por lo que vendría a ser un Gran Torino humano: mayor (pero que se conserva bien), elegante y potente, con mucho tirón y la envidia de casi todos, sí, me refiero a el gran Clint Eastwood, una persona todo-terreno que no solo es un genial actor, sino que dirige perfectamente, compone bandas sonoras, escribe las canciones y produce numerosas películas, solo le falta ser guionista, y estoy convencido que si le apetece, te escribe una película del copón. "Gran Torino" está escrita por, el hasta ahora desconocido, Nick Schenk, y trata sobre Walt Kowalski, un viejo veterano de la Guerra de Corea, testarudo e incapaz de asimilar los cambios como las nuevas modas o la inmigración masiva. Walt vive en un barrio poblado de asiáticos miao, en una ciudad de Míchigan. Su mujer ha muerto recientemente, y un día pilla a su vecino asiático intentando robar su posesión más preciada para poder entrar en una banda callejera que presiona a su familia, le intenta robar su Gran Torino.

La película hace hincapié en temas actuales como la inmigración masiva de mucha partes del mundo (especialmente Asia) y como son rechazados por la sociedad. Esto provoca que la mayor parte no encuentre trabajo, y que los hombres se dediquen al crimen con bandas callejeras, un gran mal que aqueja a numerosos países, en este caso a EE.UU, ya que podemos observar como la segregación social a las personas de distintas etnias, fomenta la creación de estas bandas, y por tanto, son los mismo estadounidenses que al no aceptar a los inmigrantes, están creando indirectamente el crimen. Es precisamente en este tema, en el que se ahonda durante toda la película, junto a la amistad, la vejez, y la evolución del personaje principal, ya que si bien se trata otros temas, como los cambios generacionales o la vida y la muerte, estos son hablados, pero de un modo más superficial. Como decía la película trata de forma magistral la evolución de Walt como un viejo casi eremita en su barrio que no soporta a todos sus vecinos asiáticos, esta evolución nos otorga un mensaje de tolerancia y paz con el mejor de los ejemplos. También se nos presenta una profunda amistad entre distintas generaciones y razas, y el choque de culturas, en el que podemos observar cómo muchas veces tenemos más en común con gente de la otra parte del mundo, que con nuestros propios amigos y familiares, cosa que demuestra que la raza no importa. Asimismo podemos ver un fiel retrato de la vejez y sus características, como la testarudez, el miedo a la muerte, y el arrepentimiento por lo hecho durante la vida, mientras se acerca su hora.

El film cuenta con una magnífica interpretación de Clint Eastwwood, en el papel que más le gusta, un hombre duro y de la antigua escuela, aunque, a medida que pasa el tiempo, su coraza exterior va rompiéndose y nos permite ver su verdadera personalidad interior guardada durante años debajo de la hosquedad y testarudez de la que hace exhibición con los conocidos y familiares. Los acompañantes como Bee Vang (Tao) o Ahney Her (Sue) hacen unas sobrias actuaciones y cumplen en su papel. La cinta también cuenta con una banda sonora aceptable, de la que destaca su canción original, escrita por el propio Clint Eastwood, junto a Jamie Cullum y el hijo de Eastwood, Kyle Eastwood e interpretada por el pianista Jamie Cullum, aunque la primera parte es cantada también por Clint Eastwood (ya os había dicho que este hombre es una mina).

Para terminar, "Gran Torino" es una película brillante, e inexplicablemente ignorada por los premios (especialmente los Oscars). Se sirve de temas actuales en los que ahonda perfectamente y retrata fielmente, para narrarnos una magnífica historia de amistad, con un gran final y una genial actuación de nuestro Gran Torino: Clint Eastwood. Por último solo queda por decir: ¿Qué tramáis morenos?

9/10

Responder 17 1 0 0