Crítica de Sergi Monfort Ferrer en Fiebre del sábado noche

Cuando has visto un millón de veces -original y parodiada- la escena inicial de "Fiebre del sábado noche", te decides a mirar la película por fin y no puedes evitar menear la cabeza o tararear la canción de los Bee Gees, que sepas que la emoción termina ahí.

Travolta es un bailarín nato, y un actor consagrado con el personaje de Tony Manero, al que encarna de forma inmortal.

Pero, ¿es 'Fiebre del sábado noche' una buena película gracias a eso?
Mis huevos.

Ni me entra, ni me interesa, ni me engatusa. Es más, me aburre.
¿Feminismo disimulado?
¿Brotes de anti-racismo?
¿Tolerancia clerical?

Que sí, que sí.
Que no deja de parecerme una comedia romántica cursi como un pastel de Hello Kitty y bobalicona como mear en la piscina y apuntar mal.

Un macho alfa orgulloso y prepotente "salvado por el amor" hacia una chica que no cae en sus fauces, como todas las demás babosas que admiran sus movimientos.
Simplona, la verdad.
Casi agobiante.

Un nostálgico disparate.

Responder 11 5 0 1
jajajajajajajaja hay tienes mi like
0 1 0 0
Creepie Hiug
Estoy de acuerdo con tu comentario, aunque discrepo en la parte de ''Comedia romántica cursi''... Esta película de romántica, cursi y comedia tiene bien poco...
0 0 0 0